jueves, 20 de enero de 2011

Scheiße

lunes, 17 de enero de 2011

Operación Triunfo 2011 despega atufando a formato caducado

Anoche Twitter echaba fuego con la nueva edición de Operación Triunfo que estrenó Telecinco. El hashtag #ot2011 ha sido tema de actualidad en España, mientras que el oficial, #otlive, ha llegado a ser tema del momento en todo el mundo. No podía ser de otra forma. Después del cachondeo histórico que supuso la emisión de la pésima Felipe y Letizia, la gala inaugural de la octava edición del programa que antaño presentaron Carlos Lozano y Jesús Vázquez fue protagonista de comentarios incendiarios de tuiteros y tuiteras de todo el país (entre los cuales me incluyo) gracias a las cotas máximas de patetismo televisivo que se llegaron a alcanzar.

Ni el propio Risto Mejide podría haberlo previsto. Noemí Galera, directora de casting del programa, vendió esta primera gala como la más espectacular de todas, la que renovaría el formato de pies a cabeza, y que a su vez volvería a la verdadera esencia del programa. Mira querida, nada más lejos de la realidad. La primera gala de Operación Triunfo 2011 empezó con una propuesta insuficiente y paupérrima con el tiempo de preparación que supuestamente tenía detrás, con una versión de The Final Countdown de Europe que los nuevos alumnos de la Academia cantaron con dudosa habilidad y aún menos espectacularidad, en comparación de otras galas inaugurales en las ediciones emitidas hasta el momento en Telecinco: en las cuales Mónica Naranjo presentó su entonces primer sencillo después de su larguísima retirada, Europa, o triunfitos y fracasitos de ayer y hoy abriendo con Music de John Miles, con el mayor sentido del espectáculo que tuvo el programa en años (y doy fe de ello, que lo vi en directo).

Nada. Actuación descafeinada, sosa, casposa y aguada. El estilismo de los alumnos –a cada cual más friki y con el nombre más extraño que ha puesto madre que ha parido en España– no ayudaba nada en absoluto: todos igual de o sea super modernos (o al menos esa es la intención de los que se encargan de estas cosas en este programa) y o sea super iguales, como si no tuvieran personalidad, o como si esta hubiera pasado por el filtro de discoteca choni que quiere ser trendy y no hay manera. Ejemplo: el melenas de esta edición, el rockero, recién salido de un Zara donde se creen que les ha quedado un tio melenudo o sea super rebelde (y Noemí Galera luciéndose como directora de algo, eligiendo al chaval para que se quede en la academia porque quieren rock; ¿qué rock, si nunca ha habido rock en ocho años y, si lo ha habido, ha estado absolutamente prostituido?).

El clímax de sosería y falta de chispa (que no de carne ni de pechuga) ha sido la labor como presentadora de Pilar Rubio. La madrileña, capaz de vender a su madre por engrosar su currículum vitae, ha alegrado parcialmente la vista... y digo parcialmente porque su cuerpo puede ser de infarto, pero su forzada cara no puede ser más de retrasada mental, con perdón a todos los retrasados mentales y a sus familias. En realidad la culpa es de la dirección, de La Trinca, de Noemí Galera, o quien quiera que sea el responsable que la haya colocado en este programa. Pilar Rubio no vale un céntimo de euro como presentadora de televisión (como mucho como reportera florero), eso lo sabe toda España –y todo Twitter– menos los inteligentes jefazos de Telecinco, así que es normal que un formato tan colosal como Operación Triunfo le vaya tan grande como a Zapatero el cargo de Presidente del Gobierno español. Torpe, sobre actuada y redundante, ha hecho que echase de menos a Jesús Vázquez y a sus salidas de tono, y que acabase optando por echarme una siesta en el sofá en plena medianoche, esperando al inicio de los Globos de Oro.

Puede que esté siendo excesivamente duro. Sí, es muy probable, pero las cosas mal hechas, como espectador dispuesto a perder su tiempo viendo falsas promesas de la música, me tocan mucho los cojones. Parece mentira que, ocho años y unas cuantas y valiosísimas lecciones de Risto Mejide después, los de Gestmusic Endemol sigan empeñados en insistir en convertir en una chapuza un formato con tantas posibilidades. Preguntad a los americanos, preguntad a los británicos. Googlead y youtubead X-Factor de innumerables países (menos España) y Britain's Got Talent, de donde han salido pequeñas pero grandes estrellas como Paul Potts, Susan Boyle, Leona Lewis, Adam Lambert y Alexandra Burke. Aquí siguen apostando por los ídolos inmediatos y efímeros, los que no durarán más allá de la gran final de Operación Triunfo, o los que acabarán prácticamente becados por Telecinco para ser reciclados sin dignidad artística ninguna en programas como Los mejores años de nuestra vida, Al pie de la letra o Qué tiempo tan feliz. Pues nada, seguiremos esperando un milagro

sábado, 15 de enero de 2011

Super fan de Justin Bieber rajando como si no hubiera mañana

Soy consciente de que estoy cometiendo un suicidio al escribir y etiquetar las dos palabras más mágicas de la red en la actualidad: Justin Bieber. JUSTIN BIEBER. No sé si en un intento de subir aún más las visitas, actualizar porque sí (que es lo que se me da mejor) o, simplemente, para distraerme porque desde que volví de Londres (no sé si a este paso escribiré crónica...) que estoy con gripe, no sé si la B, la A, la R o la Z, pero estoy hasta los cojones y me aburro mucho y por culpa de esta mierda hoy me he quedado todo el día en casa y me he perdido muchas cosas interesantes, entre ellas una noche de farra.

El caso es que he encontrado un vídeo en YouTube sobre una niña loca fan de JUSTIN BIEBER (¿si lo escribo en mayúsculas vendrá más gente? ¿O eso da igual?) rajando como si no hubiera un mañana de los detractores del niño este que aún no tiene pelos en los huevos. Para vuestro deleite, os lo pego aquí (y si lo borran avisadme, que me lo he bajado al disco duro y lo resubiré ya no solo por joder, sino porque si lo hacen me joden el post y mira bonita, pero eso sí que no):


Maricón... tú... ¿VALE?

Yo no sé qué les pasa en el coño a las niñas de hoy en día. No acabo de entender eso de defender a muerte a un niño que, bueno, cantar lo que se dice cantar, no lo hace, y que sinceramente, es el niñato-ídolo más borde y arrogante no sólo con los medios, sino también con sus fans histéricas a las que debe su fama y su fortuna. El caso es que el vídeo me ha parecido tan triste como gracioso, así que he decidido ponéroslo aquí porque como ya sabéis, me aburro mucho y tengo ganas de marcha y quiero reírme un rato (sobretodo si vienen fans de Justin Bieber al blog a dejar comentarios destroyers porque su chocho dando palmas por un crío les dice que tienen que hacerlo, como el duendecillo ese de Ralph Wiggum en Los Simpson).

El vídeo de la cría esta hablando con el coño me ha recordado a otro que también lo tengo que poner, más que nada porque describe a la perfección toda esta masa de personitas con las hormonas alteradas que dentro de diez años pedirán casi con toda probabilidad la muerte asistida por vergüenza ajena. O no, quizá algunas continúen siguiendo a Justin Bieber en el ocaso de su carrera musical. Porque Dios quiera que dentro de diez años haya seguido el mismo camino que otros ídolos del pasado lejano y no tan lejano que también eran mejores que nosotros, eran famosos, cantaban bien, estaban buenorros, bailaban de puta madre y les insultábamos porque teníamos envidia, tales como Backstreet Boys, Five, 'N Sync, Demi Lovato (JAJAJAJAJAA), la pandilla de High School Musical (¿Alguien se acuerda de ellos?) y, por qué no decirlo, los Jonas Brothers. Y seguramente me deje unos cuantos. ¡E incluso me han pasado por Facebook uno para todas vosotras, tanto las believers (really? believers? REALLY?) y las que seguís a los Jonas!



Ay, qué de risas por Dios. Os los dedico con mucho cariño. A ver cuánto tardáis en ponerme verde en foros, comentarios y vídeos de YouTube xDDD.

PD: Mi hermana pequeña ahora repudia de los Jonas Brothers. Es una señal de que el tiempo lo cura todo. Ahora se ha hecho otaku. No hay mal que por bien no venga...

PD 2: ¡SOY FANÁTICAAAAAAAAAAAA! 

PD 3: LE HE DICHO QUE SI QUIERE... QUE SI ME PUEDE DAR UN BESO Y ME HA DICHO... QUE NO!!!!!

martes, 11 de enero de 2011

Operación Macizorro: Semana 45

A ver yo no entiendo nada, que venga un experto y que me lo explique como si fuera Pocoyó.

Digamos que llevo desde el pasado 30 de diciembre sin hacer ejercicio. Cero. La nada más absoluta. En Londres caminé como un condenado durante dos días y pasando un frío de mil pares de cojones, pero también comí como si no hubiera un mañana: McDonald's, bocadillos de fuet a las diez de la noche y a las dos de la mañana, patatas fritas y demás porquerías. Lo que se suele comer en viajes de tiraos. Total, que a pesar de todo no cogí peso.

Toda esta semana de Año Nuevo igual, comilonas por fiestas, por Reyes y la culminación en un Foster's Hollywood con las enésimas patatas fritas de la semana y una hamburguesa bañada en salsa barbacoa que me comería una y otra vez sin pensármelo ahora mismo del hambre que tengo. Yo ya daba por hecho que habría cogido peso porque he seguido sin mover ni un dedo, PERO NO.

Peso perdido esta semana: -0,500 kg.
Peso actual: 92,9 kg.
Objetivo principal: 90 kg.
IMC Actual: 30,33 (Obeso)

Peso perdido en TOTAL: 26,7 kg.

Gráfico de los dos últimos meses:


martes, 4 de enero de 2011

Propósitos para 2011

Mira, para empezar, dejar de ser tan vago. Me puede la pereza, y eso no puede ser. Me propongo cosas y no las acabo. Tengo que hacérmelo mirar YA.

Relacionada con el punto anterior: Escribir una crónica de mi viaje a Londres como Dios manda, que no parezca una secuela de Trainspotting, y no dejarla a medias como hice con las crónicas de mi tercera visita a París en 2009. Y ya de paso, poder viajar más, aunque...

...habría que empezar a considerar la idea de prostituirse, porque uno cada vez tiene que pagar más cosas al mes y con los ingresos actuales no, es que no. Vender mi cuerpo o mis órganos vitales solucionaría eso rápidamente, pero claro, creo que dejaría de disfrutar de la vida tal y como la conozco.

Sacarme el carné de conducir. Espera, esto es totalmente inviable con el punto anterior, así que a tomar viento. No lo necesito y, además, supondría un gasto enorme adicional que no me da la gana de afrontar. Y la economía familiar no está para tonterías.

Comprar el nuevo disco de Lady Gaga el mismo día de salida en la Fnac y así tenerlo con algo de descuento (soy socio y tal). Mira ves, esto no es tan inviable, ES TOTAL Y ABSOLUTAMENTE NECESARIO.

Practicar el máximo de vandalismo que pueda contra instalaciones, sedes, material y empleados de Rodalies de Catalunya. Ellos nos cobran a partir de este año 8,25 euros por un bono de diez viajes, frente a los 7,95 € que costaba hace cuatro días literales, así que no veo yo dónde está el problema si se trata de intercambio pura y totalmente equivalente.

¡Me olvidaba de la Operación Macizorro! Pues mira, seguir igual de bien que hasta ahora, y a ver si llego prontito a bajar de los 90 kilos. :) PD: Esta semana no he engordado ni adelgazado ni un solo gramo; que sirva esta escueta frase como la crónica de la Semana 44 de la Operación.

Propósito inmediato (puesto que faltan semanas): Que me entren ganas para celebrar mi cumpleaños, las cuales por el momento están bien ausentes.

Vivir para ver Arenas de Barcelona terminado y abierto de una puta vez.

No dormirme tanto, que no sé por qué pero es un mal hábito que tengo desde hace muy poco y me fastidia bastante mi rutina diaria. ¿Algún consejo? Los despertadores suelen ser totalmente inútiles e ineficaces...

Hacer limpieza de mi armario: porque está lleno de cosas que no me volveré a poner porque podría usar mayormente como sábanas, y porque simplemente no me puedo pasar la vida usando tanto la silla de mi escritorio como mi cama como armarios temporales.

FOLLAR.

Ya he llegado de Londres


Pero antes, dejadme descansar...